Entre los templos de Angkor

CamboyaViaje 2009-2010

Las gotas de sudor recorrían cada poro de sus cuerpos. La marcha había sido agotadora, como siempre los cálculos les habían fallado y el amanecer les pisaba los talones mientras ellos se afanaban en pedalear sin descanso. Pero ni el estomago vacío, ni el cansancio, ni siquiera los turistas que les adelantaban montados cómodamente en sus tuk-tuk podían restar una pizca la emoción que sentían. Al final de esa carretera, escondida entre una densa jungla tras la oscuridad les esperaba una de las maravillas del mundo. Ya sentados frente al mayor y mas famoso y vislumbrando solo su silueta dejaron escapar un suspiro, nada importaba ya, solo la belleza del lugar. El sol, único testigo de la vida del templo asomaba lentamente y la imponente mole se mostraba reflejada en el estanque con colores imposibles de imaginar. Sonrieron como pocas veces habían hecho en su vida, por fin lo habían conseguido.

amanecer-angkor

Bienvenidos al lugar histórico mas impresionante del Sudeste Asiático, los templos de Angkor! Después del retraso y las vueltas llegamos por fin a Camboya y no podemos evitar pasar en primer lugar por Siem Reap, puerta a los templos del antiguo reino angkoriano.

Un poco de historia. El rey Jayavarman II se proclamo rey dios según la religión hinduísta en el siglo IX gobernando un imperio que albergaba los territorios de Tailandia, Laos, Camboya, Vietnam, parte de Birmania y Malasia, el Imperio Khmer. Con su reinado se comenzaron las construcciones de templos-montes cuya tradición seguirían los sucesivos reyes llegando a un total de 900 templos en Angkor. La majestuosidad de estos templos se debe a la presuntuosa tradición de superar en tamaño el templo levantado por el monarca anterior, dando como resultado colosales obras como la de Angkor Wat de 200 hectáreas. En 1431 los siameses (Tailandia)  invadieron el país  y saquearon la ciudad sagrada de Angkor. Angkor caería en el abandono y el olvido engullida por la selva hasta que 1861 el naturalista francés Henri Mouhot las encontró, pensar en este momento nos pone los pelos de punta.

angkorthom-sur

A pesar de la advertencia de nuestros compañeros de que es posible hacer una visita rápida de un solo día para entrar posteriormente sin entrada a recorrer los caminitos, decidimos que queremos explayarnos en este lugar y disfrutarlo libremente, así que nos hacemos con la entrada que permite entrar a los recintos 3 días por 40 Dolares cada persona. Que mejor que sentirse como en una aventura de Indiana Jones recorriendo sudorosos los caminos, orientados con un cada vez mas raído mapa y al ritmo silencioso aunque intermitentemente chirriante de nuestras pesadas bicicletas? Nada de tuk-tuk que rompen el silencio y contaminan los olores de esa frondosa vegetación. Una naturaleza tan esplendorosa que casi resta importancia a los templos que en ella residen, majestuosos arboles, atrevidos lagartos y misteriosas mariposas por poner unos ejemplos. Uno ya no sabe que estaba antes, los templos o los arboles. Es espeluznante presenciar la eterna y calmada pero destructiva lucha entre arquitectura y naturaleza. La mayoría de templos han quedado reducidos a piedras desperdigadas que tanto camboyanos como franceses se afanan en intentar reconstruir en el que se dice ser el puzzle mas grande del mundo. Aun así el tamaño y las formas de estos templos todavía sobrecogen, especialmente las caras en el templo de Bayon y puertas escondidas, o los dioses y demonios que decoran las balaustradas de los puentes.

preah-khan

Ataviados con nuestro ya inseparable picnic de sandwich de atún, tomate y unas deliciosas tortillitas camboyanas, nos adentramos en la inmensidad de Angkor un día tras otro deseando que no acabara nunca.

Siem Reap, la ciudad que alberga tan increíble tesoro arquitectónico nos dejo un poco indiferentes. Desde la India no nos sentíamos tan hartos de los conductores de tuk tuk, el centro esta llenísimo de restaurantes occidentales y bares de copas, nada auténtico vaya. Pero buscando bien se puede encontrar algún local de riquísima comida casera, así como los cafes “amueblados” con típicos sillones de playa donde se toman los mejores cafés del Sudeste Asiático. Por cierto, los shakes de fruta en este país son los mas deliciosos y cremosos que hemos probado en todo el viaje!

Abrir la galería (Flickr)

Información práctica

Alojamiento: Bakong Lodge – hab 2 con baño, 5$. Frigorífico, tele y wifi. Junto al Old market. Alquiler de bicicletas por 1$.
Se alquilan bicicletas con marchas aunque muy pesadas por 2$ en la misma calle junto al rio.

Comida: Para comer barato dentro del Old market la parte central esta llena de puestos de comida, y en la parte exterior hay un restaurantillo que tiene los platos expuestos en una vitrina con comida casera muy buena por 1$ con arroz incluido (no confundir con otros mas turísticos que también la exponen pero que ya valen 2,5$). Por la noche, una calle colindante se llena de puestos de comida rápida (arroz frito, noodles, o “stir fried”) donde también se come bien por 1$ y con unos batidos de frutas excelentes (2.500 r).

Templos de Angkor: precios de las entradas: 1 día – 20$, 3 días – 40$, 7 días – 60$. Los días de visita no tienen porque ser consecutivos, la de 3 días tiene una semana de validez. Los templos están muy alejados entre si, por lo que requieren tiempo. Si solo tiene 1 día para la visita mejor ir en tuk-tuk. Es fácil colarse en la zona sin entrada entrando por la carretera paralela a la que esta el control, se puede pasear libremente pero no entrar en los templos mas importantes.

Transporte: Bus a Phnom Penh (a/c) 4$, 5.30h, incluye traslado del hotel a la estación.

6 comentarios

  1. Ale pelos

    he de decir, que me encanta el gorro david jaja, super wapooo!!…
    los templos una pasada, tiene que ser impresionante en persona, ver esas construcciones, y como la jungla esta fusionandose con ellos. O.O

  2. Juan

    Impresionantes fotografías…

    Un saludo,
    Juan

  3. clara

    Espectacular!!!!

    Besos

  4. sol marisol

    ! Hola cariños !
    Que ilusion estar en esa selva que se engulló literalmente tanta maravilla arquitectonica.
    Que suerte poder visitar una de las huellas mas impresionantes dejadas por seres que vivieron hace tantos años.
    Me encantan todas las fotos que colgais en el blogn y también las que trajeron los niños en su visita a Tailandia; sobre todo me gusta el vídeo que hizo David.
    Os quiero mucho.

  5. an

    Hola, consulta, el viaje en bicicleta desde el hotel hasta los templos, es largo? Difícil?
    Gracias

    1. David y Sara

      Hola An, el viaje diría si no me falla la memoria que dura unos 40 min en bici, peor no estoy del todo seguro, no es duro, vaya que es llano y se puede hacer sin problemas. Lo único que si queréis ir a ver el amanecer pues ese día si sera durillo, porque al menos a nosotros se nos hizo un poco tarde y tuvimos que ir a toda leche para no perdérnoslo. Un abrazo

¿Quieres comentar algo?

Los campos obligatorios están marcados con *
Para evitar el spam (para los que hicieron COU: los comentarios maliciosos de desconocidos) los comentarios deben pasar primero por nuestra aprobacion, puede ser que no veais vuestros comentarios instantaneamente.